El presidente del Consejo de Ministros, , negó hoy que el Gobierno esté realizando un reglaje o seguimiento a los diferentes líderes de oposición, tal como hace unos días el exministro del Interior y analista político Fernando Rospigliosi.

“Esas acusaciones de espionaje, de seguimiento y de reglaje a políticos y periodistas las rechazamos tajantemente. Somos demócratas, personas creyentes en el estado constitucional y en el imperio de la ley. Somos absolutamente ajenos a prácticas fujimontesinistas”, indicó en conferencia de prensa.

“Nosotros consideramos agraviantes estas acusaciones que están generando un ambiente de inestabilidad política y que también son dañinas para la estabilidad económica del país”, agregó.

En ese sentido, Jiménez dijo que el Gobierno es “absolutamente respetuoso de todas las autoridades” y que “no se está orquestando ningún ataque contra políticos ni periodistas”.

“En ningún momento se ha planteado ni se viene haciendo este tipo de prácticas que ya hemos visto y que hemos luchado contra ellas. Estamos ajenos a las actividades de escucha y espionaje”, sentenció.

En ese sentido, instó a las personas que afirman sentirse víctimas de presuntos ataques en su contra hacer la denuncia respectiva ante el Ministerio Público.

“Si no lo hacen estarán cometiendo delito porque sería una omisión de denuncia que está tipificada en el Código Penal. No lancen una denuncia al viento para ver quién la toma”, comentó.

RESPALDO A LA DINI

Por su parte, el ministro de Defensa, , dijo sentirse preocupado por las acusaciones hechas el miércoles por la lideresa del PPC, Lourdes Flores Nano, quien dijo que existe “una campaña orquestada contra los políticos del país” por parte del Gobierno.

“Me preocupan sus expresiones y las rechazo tajantemente”, aseveró. Asimismo, dijo que en el país hay “independencia de poderes” y pidió responsabilidad a los diferentes actores políticos al momento de presentar cargos.

Finalmente, el titular del Interior, , rechazó las acusaciones en contra de la Dirección Nacional de Inteligencia (DINI) y aclaró que el trabajo de esta dependencia “no incluye seguimiento a personajes de la política ni periodistas”, sino a “sujetos de carácter delictivo” en la lucha contra la criminalidad.