Barcelona derrota al Real Madrid 1-0 en un nuevo clásico español por LaLiga Santander

	Al finalizar los primeros 45 minutos, Barcelona gana 1-0 a Real Madrid por LaLiga Santander | Fotos: EFE

Al finalizar los primeros 45 minutos, Barcelona gana 1-0 a Real Madrid por LaLiga Santander | Fotos: EFE

Síguenos en Facebook



Redacción Peru.com02.03.2019 / 16:52 PM

Un encuentro muy peleado el que tuvieron el FC Barcelona y el Real Madrid en el Santiago Bernabéu durante la fecha 26 de LaLiga Santander. Sin embargo, a pesar de lo peleado del cotejo, la balanza se inclinó para el que supo ser más vertical, contundente, como eficaz, requisitos que cumplieron los culés, quienes se impusieron por 1-0 a los blancos con tanto de Ivan Rakitic a los 26 minutos. El cuadro que dirige Ernesto Valverde es el líder indiscutido con 60 puntos, mientras que los muchachos de Santiago Solari se quedan terceros y complican sus chances para pelear por el título liguero.

Es la realidad del Real Madrid, dolorosa porque la impulsa el eterno enemigo con dos triunfos de autoridad en su casa. Un Barcelona lanzado que reina al ritmo de Messi y convierte en algo habitual la conquista del Bernabéu. Ya no es noticia su triunfo. Sí lo es ver al conjunto madridista resignado a su inferioridad.

El golpe copero aún dolía y Solari apenas retocó su equipo titular. Solo un jugador de campo nuevo tras un desgaste de esa magnitud. El imprevisible Bale debía ser la solución a la falta de gol. Las fuerzas no eran las mismas. El arranque de rabia se sustituyó por un excesivo respeto. Era un Real Madrid de trincheras. De juego atropellado y transmitiendo sufrimiento sin el balón.

La apuesta de Valverde por Arthur aumentó la posesión y Messi tenía ganas de diversión. Sergi Roberto era el retoque táctico. El elegido para frenar la inspiración de Vinicius y consiguió que el brasileño tardará en aparecer. El duelo nacía con una amarilla tempranera a Busquets que condicionaría su partido.

Antes de ejercer el líder una clara superioridad llegaron los intentos de Benzema, sin puntería, y Kroos que probó a Ter Stegen. Pero fue Modric el que desperdició la ocasión de gol más clara en la primera incursión con brillantez de Vinicius por la izquierda. Nada asustaría a un Barcelona que fue adelantando metros hasta la conquista.

La velocidad de Dembélé amenazaba a espaldas de Carvajal y condicionaba sus subidas. La movilidad de Messi ponía en jaque a todos. La primera que tuvo instaló el miedo. Su balón picado a la salida de Courtois se paseó por la línea de gol. Los jugadores del Real Madrid se alejaban de sus virtudes por intentar taponar al rival.

La descomposición se personaliza en el centro del campo con Casemiro superado, Kroos desconocido y Modric reducido. Se esperaba la frescura de Ceballos, pero Solari insistió con lo mismo sin éxito. Su falta de consistencia provocaba los nervios defensivos. Cada llegada barcelonista transmitía mayor peligro hasta que Rakitic ejecutó. Castigando la lentitud de Ramos, que jugó tocado, picando el balón con calidad a la salida de Courtois.

Cuando falta fútbol solo queda tirar de orgullo. A él recurrió el Real Madrid en un intento de reacción con dos centros de Bale en su única aparición en el clásico y un disparo lejano de Reguilón.

Un espejismo ante la superioridad del líder, que quería la sentencia. Messi buscaba la escuadra de falta y Courtois salvaba el tanto de Luis Suárez tras un zurdazo seco desde la frontal.

La polémica siempre presente en un clásico aparecía con las quejas madridistas a un desplazamiento del balón de Busquets con amarilla y en una jugada repleta de impotencia. Un codazo innecesario de Ramos en la cara de Messi en un final de primer acto que reafirmaba la falta de puntería madridista.

Vinicius iniciaba un nuevo ejercicio de falta de puntería, chutando a una banda incluso, y Modric cabeceaba arriba para dejar en un solo disparo a puerta los diez remates.

Era un momento de entrenador. Solari se equivocó en refrescar poco su once y debía buscar soluciones. Tácticamente no dejó nada y su primer retoque fue Fede Valverde. Muestra una realidad con mala gestión de jugadores de peso desaparecidos. Marcelo instalado en el banquillo, Asensio sin opción de ganar buen tono físico por falta de continuidad y teniendo que recurrir a un sentenciado como Isco en busca del milagro.

Hasta ese momento todo el Real Madrid se volvió a reducir a los intentos de Vinicius. En manos de un niño de 18 años al que le sobra voluntad y le falta acierto en los últimos metros. Con una defensa adelantada corriendo riesgos. Un pequeño error impulsaría la sentencia. Lo cometió Carvajal, pero a Luis Suárez le faltó el acierto de la Copa. Dembélé tampoco atinó.

Nada se le puede achacar en la entrega a los jugadores del Real Madrid. Se dejaron todo buscando el gol en un nuevo ejercicio de falta de pegada. Con Benzema desaparecido en la zona del 9 a la hora de la verdad. Intrascendente y sin remates de peligro. Pagando la mala planificación deportiva al no fichar para cubrir la salida de Cristiano Ronaldo.

Vinicius encaraba y se iba, cuando le tocaba disparar se lo pensaba. Disparos sobre defensas, uno sacado con una mano por Ter Stegen, otros a las nubes. Bale se marchaba sentenciado por su afición tras confirmar su condición de suplente y el Real Madrid moría con Isco, sin ritmo, como solución. Se acerca a los cinco años sin ganar un clásico liguero ante una afición resignada de ver reinar al Barcelona en el Bernabéu.

Real Madrid vs FC Barcelona | Minuto a minuto


Real Madrid vs FC Barcelona | posibles alineaciones

Real Madrid: Courtois; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Reguilón; Casemiro (Isco, m.75), Kroos (Valverde, m.56), Modric; Bale (Marco Asensio, m.61), Vinicius y Benzema.

FC Barcelona: Ter Stegen; Semedo, Piqué, Lenglet, Jordi Alba; Busquets (Semedo, m.91), Rakitic, Arthur (Vidal, m.71); Messi, Luis Suárez y Dembélé (Coutinho, m.78).

Real Madrid vs FC Barcelona | La Previa

El estadio Santiago Bernabéu acoge tres días después un nuevo clásico del fútbol español, sintiendo aún el dolor de la eliminación de Copa del Rey, con un Real Madrid obligado a levantarse para no despedirse de una nueva competición ante un Barcelona acostumbrado a exhibirse en Madrid.

El golpe fue duro de encajar para el madridismo. La bofetada de realidad de dar el máximo y que no llegue para derrotar a tu eterno rival. Un Real Madrid superior en juego en la eliminatoria se quedó a puertas de la final de Copa. Su falta de gol le condenó en el primer clásico de la sesión continua y está obligado a corregirla si no quiere decir adiós a la segunda de tres competiciones en 72 horas. Y a puertas de una competición a la que vuelve a jugarse el todo o nada, la Liga de Campeones.

Pero este curso es poco fiable. Con el mayor número de derrotas de la última década a estas alturas doce, superando ya las totales de los últimos cursos con siete de ellas en Liga que le convirtieron en vulnerable. El Girona el último que conquistó el Bernabéu antes de un examen final ante el Barcelona en un clásico que dictará sentencia. Reengancharse a LaLiga o despedirse de ella.

Y para esa batalla tiene dudas Santiago Solari. Con su crédito rebajándose, debe decidir a qué dar prioridad, ir con todo en el clásico y poder pagarlo ante el Ajax en ‘Champions’ o medir esfuerzos de jugadores claves y meter rotaciones.

Es segura la vuelta a la portería de Courtois, tras un clásico doloroso para Keylor Navas que recibió tres goles en dos disparos a puerta del Barcelona en juego más el penalti. En la zaga todo apunta a que Varane forzará. La ausencia de Nacho por sanción le obliga. Vallejo no tiene ritmo de partidos tras jugar dos en toda la temporada y sería Casemiro el que retrasaría su posición si la rodilla izquierda de Varane, magullada y con heridas al intentar salvar el segundo tanto en el clásico copero, no responde bien.

Las rotaciones pasarían por la entrada de Odriozola y Marcelo en los laterales. Para el brasileño es un gran examen desde su condición de suplente habitual y tras ver el gran nivel de Reguilón en cualquier duelo, por alto que sea. Este Real Madrid necesita recuperar la mejor imagen de referentes como Marcelo, Gareth Bale, Marco Asensio e incluso Isco, que ya parece sentenciado. La oportunidad de inicio llegaría también para Bale y Dani Ceballos puede sentar a Kroos o Modric.

El Barcelona tiene una gran oportunidad para asestar un golpe definitivo al Real Madrid en LaLiga. Llega a la vigésima sexta jornada con siete puntos de ventaja sobre el segundo, el Atlético de Madrid, y nueve respecto al conjunto madridista, por lo que una victoria de los de Ernesto Valverde, eliminaría a uno de sus dos rivales por el título.

Sin embargo, y pese al gran balance del Barça en el Bernabéu en los últimos quince años (12 victorias en los últimos 22 partidos, 47 goles a favor, 33 en contra), es complicado que la historia se repita 72 horas después. La realidad es que en el partido de Copa, los azulgranas no estuvieron bien en el primer tiempo. Aguantaron los primeros 45 minutos y decidieron con más goles que fútbol en la segunda.

En LaLiga el escenario es otro, porque el Barcelona no está obligado a marcar como en la Copa y, en el peor de los casos, un empate le podría servir para su objetivo. En cuanto al once de Valverde, el técnico se podría plantear hasta tres variaciones, una en cada línea.

Umtiti se perfila como novedad en el lugar de Lenglet como acompañante de Piqué; Arthur, que ya tuvo unos minutos el miércoles, parece que tiene un puesto fijo en la media, mientras que en la delantera, todo está en función del estado físico de Ousmane Dembélé.

En la banda derecha, Nélson Semedo tiene más opciones que Sergi Roberto. El lateral portugués ofrece velocidad, justo lo que necesita Valverde para equilibrar la defensa frente a Vinicius, que es la principal amenaza del ataque madridista.

Con Piqué y Alba fijos en la zaga; Busquets y Rakitic en el centro del campo, la importancia en el juego de posición de Arthur le da ventaja.

En ataque, Leo Messi buscará el brillo que no tuvo el miércoles y Luis Suárez repetir los goles decisivos tras su doblete. El tercer hombre tendría que ser Dembélé, si es que está recuperado de sus problemas físicos como se demostró en el partido copero. Si no juega, Philippe Coutinho sería su sustituto.

Real Madrid vs FC Barcelona | Horarios en el mundo

Perú: 14:45 horas
Ecuador: 14:45 horas
Colombia: 14:45 horas
Argentina: 16:45 horas
Chile: 16:45 horas
Uruguay: 16:45 horas
Paraguay: 16:45 horas
Brasil: 17:45 horas
Venezuela: 15:45 horas
Bolivia: 15:45 horas
México: 13:45 horas
España: 20:45 horas
Japón: 4:45 horas (7 de febrero)
Alemania: 19:45 horas
Inglaterra: 19:45 horas

Real Madrid vs FC Barcelona | Donde ver el partido

Argentina:ESPN
Australia: Radio Barca
Austria:DAZN
Canadá: beIN Sports, beIN Sports en Español, DAZN, Radio Barca
Chile:ESPN
Colombia:ESPN
Costa Rica:SKY HD
República Dominicana: Sky HD
Ecuador:ESPN
Francia: beIN Sports, beIN Sports 1
Alemania:DAZN
Grecia: Open TV
Internacional: Radio Barca, Bet365
Italia:DAZN
Japón:DAZN
México: Sky HD, Blue To Go Video Everywhere
Perú:ESPN
Puerto Rico:ESPN, Puerto Rico
España: Gol, TVE La 1, TV3
Estados Unidos: beIN Sports, Radio Barca, beIN Sports Connect, ESPN
Uruguay:ESPN



Presentan equipos para reducir contaminación en ecosistemas marinos costeros

Abogado de PPK presentará recurso de apelación a prisión preventiva este lunes

José Domingo Pérez pide "respeto a la independencia de la administración de justicia"

Incendio en Mesa Redonda: material particulado en aire supera 10 veces el máximo permitido

PPK: hijas afirman que sufrió golpe de hipertensión al enterarse de prisión preventiva

Ir a portada