Una fuente de la Policía Federal indicó que la detención de Óscar Omar Treviño, alias el “Z-42”, se llevó a cabo alrededor de las 04:00 hora local en el municipio de San Pedro Garza García, en el nororiental estado de Nuevo León, fronterizo con Estados Unidos.

La captura, realizada en una operación conjunta de la Policía Federal y el Ejército mexicano, se produjo sin disparar un solo tiro. Las autoridades mexicanas ofrecían una recompensa de 30 millones de pesos (unos 2 millones de dólares) por información que llevara a su captura, mientras que la del Gobierno de EE.UU. sumaba 5 millones de dólares.

TAMBIÉN PUEDES LEER: México: ¿Qué hacían los “capos más grandes” antes de ser narcos?

Treviño asumió el liderazgo del cártel más sanguinario de México tras el arresto de su hermano Miguel Ángel Treviño Morales, alias el “Z-40”, el 15 de julio de 2013 en la localidad de Nuevo Laredo, en el estado de Tamaulipas.

Este grupo criminal, el segundo más grande del país después del cártel de Sinaloa, empezó a debilitarse en octubre de 2012 con la muerte de Heriberto Lazcano, alias el “Lazca”, en un enfrentamiento con la Marina.

TE PUEDE INTERESAR: Los Caballeros Templarios: Así vivía el capo del cartel más temido

Los Zetas, un grupo integrado por desertores del Ejército en 1999, surgieron como brazo armado del cártel del Golfo, pero en 2010 se separaron y desde entonces han protagonizado los episodios de violencia más cruentos del país.

Las autoridades mexicanas acusan a Omar Treviño, de 41 años, de los delitos de delincuencia organizada y porte de armas de fuego de uso exclusivo de las Fuerzas Armadas.

LEE MÁS AQUÍ: México: Cayó el líder máximo del cartel Los Caballeros Templarios

Con esta detención, ascienden ya a 91 los miembros de organizaciones criminales detenidos o abatidos de un total de 122 objetivos prioritarios fijados por el Gobierno de Enrique Peña Nieto desde el inicio del mandato en diciembre de 2012.

Fuente: EFE