Alan Henning: Esposa de rehén británico implora su liberación

Alan Henning Esposa de rehén británico implora su liberación
Alan Henning está en manos de los terroristas del Estado Islámico. (Foto:Captura)

Síguenos en Facebook



Redacción Peru.com21.09.2014 / 15:52 PM

Londres. En un comunicado divulgado por el Ministerio británico de Exteriores, Barbara, la esposa del rehén Alan Henning, afirma que su marido conducía una ambulancia cargada con alimentos y agua en el momento en que fue secuestrado en Siria.

El Estado Islámico (EI) amenazó con asesinar al taxista, de 47 años, en un vídeo difundido hace una semana.


Barbara Henning, que teme que su marido sea decapitado por el EI como otros tres rehenes en las últimas semanas, afirma que ha enviado varios mensajes a los yihadistas pero que no ha recibido respuesta alguna.

“Alan es un hombre pacífico, desinteresado, que dejó su familia y su trabajo como taxista en Reino Unido para conducir un camión hacia Siria con sus colegas musulmanes y amigos para ayudar a los necesitados”, señala la mujer en el mensaje.


“Este ha sido un acto de pura compasión”, subraya Barbara Henning, que confía en que las personas que retienen a su esposo se pongan en contacto con ella antes de que “sea demasiado tarde”.

Alan Henning, del que se teme por su vida tras el asesinato de otros tres rehenes, fue secuestrado el día que llegó a Siria para ayudar a las personas castigadas por el conflicto civil en ese país.


“Cuando oigan este mensaje imploro a la gente del Estado Islámico que miren en sus corazones para liberar a mi marido”, dijo Bárbara en declaraciones recogidas por Univisión.

Fuente: EFE



Más en Internacionales

Gobierno amplía inmovilización social obligatoria hasta el 14 de marzo

Conoce si eres miembros de mesa en las Elecciones 2021

Implicados en 'Vacunagate' podrían ir a la cárcel por 8 años, asegura especialista

Daniel Urresti autorizado para seguir en carrera en Elecciones 2021

Coronavirus en Perú: ¿cómo limpiar las frutas y verduras para no contagiarte?

Ir a portada