México 1986: el mundial de Diego Armando Maradona

México 1986: el mundial de Diego Armando MaradonaDiego Armando Maradona se consagró como uno de los mejores jugadores de la historia al lograr el título del mundo en México 1986 (Getty Images)

Diego Armando Maradona (Buenos Aires-1960) es el mejor futbolista en la historia de Argentina . Símbolo de Boca Juniors y del Nápoli italiano, donde es considerado un ídolo total, el ‘pelusa’ ofreció su mejor versión en la década de 1980, donde fue considerado como el jugador más valorado del mundo.

Y cómo no serlo, si Diego Armando Maradona , con el dorsal número 10, guió a la selección de su país al campeonato del mundo en México 1986, el mundial que lo consagró y le dio impulso a su carrera deportiva.

En el Mundial México 1986, Argentina disputó siete partidos, incluyendo la final en la que venció 3-2 a Alemania Federal. Diego Armando Maradona jugó todos los encuentros y anotó cinco goles, dando también igual número de asistencias.

Diego Armando Maradona pasó a la historia no solo por su buen juego sino también por las polémicas que protagonizó.

En el enfrentamiento contra Inglaterra (triunfo de Argentina 2-1), el astro platense anotó el primer gol para su selección con la mano, luego de recibir el balón tras un mal despeje del zaguero británico Steve Hodge.

Al ver llegar al arquero Peter Shilton, quien era mucho más alto que él, Maradona estiró su brazo izquierdo y empujó el balón con la mano, que la tenía pegada a su cabeza. El balón ingresó al arco y, a pesar de los reclamos ingleses, el árbitro convalidó la jugada, que fue bautizada como ‘la mano de Dios’.

No obstante, en ese mismo encuentro, el ‘Diego’ marcó el mejor gol en la historia de los mundiales al arrancar una jugada personal desde su campo, sortear a varios jugadores rivales y definir ante el portero Peter Shilton, quien nada pudo hacer – al igual que sus defensores – para detener a un habilidoso e incontrolable Diego Armando Maradona.

Aunque no anotó en la victoria final 3-2 ante Alemania Federal, Diego Armando Maradona fue una de las figuras del encuentro al habilitar a Jorge Burruchaga en la jugada del tercer y definitivo tanto.

En su condición de capitán de la selección argentina, el ‘pibe de oro’ fue el encargado de levantar la copa del mundo que puso a su escuadra ante los ojos de todo el planeta.

En su carrera como futbolista, Maradona también jugó en Argentinos Juniors, Sevilla, Barcelona y Newell’s Old Boys.