Día del Padre: 6 razones para motivar la presencia de papá en la crianza

Día del Padre: 6 razones para motivar la presencia de papá en la crianza
No todos los hogares cuentan con la figura de papá y mamá junta. Los niños anhelan recibir el cariño no solo de la parte materna. (Foto: Pixabay)

Síguenos en Facebook



En muchos hogares no siempre está unida la figura materna y paterna o a él se le ve solo como el proveedor económico de la familia. Los tiempos han cambiado y ya sea lejos o en la misma casa, ellos tienen un rol más activo.

Los papás están cada vez más involucrados en la crianza de sus hijos desde la etapa del embarazo, debido a los avances de las ecografías, así como en el desarrollo del pequeño desde sus primero años.

La presencia del padre en la crianza durante la primera etapa del nacimiento de un hijo es fundamental, ya que cuando una mujer se siente apoyada, querida, cuidada, y acompañada, va a tener una mejor disposición para dar de lactar a su bebé, cambiarlo, bañarlo, y realizar tareas que a veces son muy agotadoras, sobre todo si se está sola.

Antes del Día del Padre te presentamos algunas razones por las que es importante que el papá esté presente en el crecimiento de sus hijos.

1. Los padres (mujer y hombre) deben convertirse en “proveedores efectivos” del pequeño y ambos deben estar físicamente desde el inicio de sus vida, según la doctora Francisca Morales, encargada del Área de Desarrollo Infantil Temprano de la UNICEF en Chile.

2. Es una relación exclusiva, que no puede ser reemplazada con ningún otro tipo de relación entre el bebé y otro hombre. Es importante porque este vínculo, al igual que el apego materno, le brinda al niño la seguridad emocional y la confianza que necesita tener. Sabrá que el padre estará allí para él o ella cuando lo necesite, sobre todo en momentos de ansiedad, temor o estrés y así podrá calmarlo y/o controlarlo.

3. Contar con papá cerca prepara al niño para más tarde enfrentar problemas y son personas más felices. Se sienten seguros ante situaciones angustiantes, saben pedir ayuda, tienen menos dificultades para relacionarse, reconocer y regular sus emociones, así también las emociones de los demás, aseguran los especialistas.

4. Es muy importante que los padres entiendan el valor de su presencia y su papel como tal en la vida de sus hijos, recomienda la doctora Ana Mora.

5. Aunque no se presenta en todos los casos, los niños sin padre son más propensos a desencadenar problemas emocionales, por lo que es importante tomar conciencia a tiempo de ello. La paternidad es tan crucial como la maternidad.

6. Los niños crecen con un cierto vacío que no logran comprender y esto dificulta el desarrollo de su vida social y su conducta.

Así que ya sabes, la presencia del padre es tan importante como la de la madre para el niño.